La venganza que planea Luis Enrique contra el Barça (les deja 'tiritando' de miedo)


2018-02-06 09:02 Fichajes Por: Manuel Calero

Luis Enrique se convertirá en entrenador del Chelsea, según Eduardo Inda.

Los problemas del Chelsea con Antonio Conte están haciendo que se replantee (una y otra vez) la situación del entrenador en Stamford Bridge. Varios medios de Inglaterra han desvelado que se planea un movimiento mayúsculo en Londres y que afectaría claramente el Barcelona. Algunos, más optimistas, apuntaron que Luis Enrique podría ser el sustituto de Conte incluso antes de medirse al Barça en Champions. Otros, más cautelosos, afirman que el asturiano se incorporará a la disciplina blue tras la eliminatoria de Champions contra los azulgranas.



 “El gran objetivo de Luis Enrique si firma por el Chelsea sería fichar a Luis Suárez. El Barça tendrá un problema con el Fair Play financiero si quiere contratar a Griezmann“, afirmó el citado colaborador en El Chiringuito anoche. Un plan que se está cocinando a fuego lento y que supondría una gran venganza de Luis Enrique ante Leo Messi y sus rencillas pasadas que le empujaron del Barça. 

El ex técnico culé, de llevarse a Luis Suárez, le propinaría un golpe muy bajo al crack argentino. Messi y Suárez son muy amigos en el vestuario del Barça (incluso forman lista de bajas) y se han convertido, con el tiempo, en inseparables. Luis Enrique podría meter mano en esa relación y llevarse a Suárez. Un movimiento que conduciría a Griezmann en dirección al Camp Nou, pese a que muchos quieran lo contrario...


¿Cómo encajaría Griezmann con Suárez?

Antoine Griezmann tiene un mar de dudas. El delantero francés del Atlético de Madrid ha recibido un chivatazo sobre cómo jugará el FC Barcelona con él en el terreno de juego y no le ha gustado ni un pelo. Coutinho y Dembelé le costaron a los culés 300 millones, pero hay 'vacas sagradas' como Messi Iniesta que son difíciles de desplazar. Tampoco encaja en la delantera con Luis Suárez como punta de ataque. Griezmann sabe que para entrar en el campo, Valverde, deberá de usar un sistema muy ofensivo.

El primer chivatazo que ha recibido ha sido el de jugar con Coutinho escorado a la banda izquierda y Dembélé a la derecha. Suárez arriba y justo por detrás de él, como mediapunta, estarían tanto Messi como Griezmann. Eso no le ha gustado al ariete del Atlético de Madrid ya que sabe que jugar con tanto ataque en un Clásico, en un partido contra Valencia, Atlético o en la mismísima Champions League sería todo un suicidio para los culés ya que no defendería nadie. Sabe que ese esquema serviría para medirse a un equipo de media tabla de Liga para abajo, o en la Copa del Rey y tiene claro que si desembarca en el Camp Nou será para ser uno de los grandes líderes del ataque culé. 

No quiere ser el segundo plato de un equipo que ya tiene problemas para conformar un 11 al gusto de todos. Griezmann se repiensa muy seriamente su fichaje por el Barça que ya le ha reservado el dorsal '7' y lo hace entre muchas dudas. De tocarle a la puerta el Real Madrid, su gran deseo desde pequeño, todo cambiaría drásticamente y el plantón que le daría a los culés sería de época. Todo puede pasar con Antoine...


Comenta con Facebook